Ludoteca Piruleta

blog

El uso de Internet por nuestros hijos en el hogar (y también fuera).

 Con la actual ubicuidad del internet (que podemos encontrarlo en casi cualquier parte por medio de Wifi o conexión celular), es cada vez más importante estar atentos al contenido al que nuestros hijos están expuestos. A las personas de 30+ años nos tocó un mundo principalmente analógico, donde el contenido multimedia al que estábamos expuestos estaba de cierta manera regulado por las televisoras y estaciones de radio. Digamos que para poder consumir contenido no apto para menores nos significaba el realizar un esfuerzo adicional.

Hoy en día, nuestros hijos están únicamente a un clic de distancia de acceder a contenido no apto para menores (violencia, lenguaje soez, pornografía, etc.), y desafortunadamente pocos padres de familia ponen la atencion adecuada y están poco familiarizados con herramientas que ayuden a proteger a sus hijos, y aun las herramientas que existen contienen una curva de aprendizaje (aunque cada vez menor), para tener este control.

La opción más sencilla, es simplemente no permitir el acceso a nuestros hijos a dispositivos conectados (computadoras, tabletas, teléfonos, etc.), sin embargo, al hacer esto, estamos cortándoles también el acceso a la tecnología y a conocer desde pequeños el paradigma de dichos dispositivos, lo cual tampoco es un escenario ideal.  

El mejor escenario es el de permitir el acceso a nuestros hijos, pero poniendo mucha atención y siguiendo algunos sencillos consejos:

  • Evitar que el acceso sea a solas (por ejemplo, en su cuarto). 

  • Inculcar a los niños a que utilicen aplicaciones que a través del juego induzcan el aprendizaje. 

  • Tener herramientas para poder tener el control de los horarios y el tiempo de uso de los dispositivos, y permanecer monitoreando dichas herramientas. 

  • Preferentemente utilizar herramientas que permitan el control desde un punto central y no desde cada dispositivo móvil, lo que hace que la tarea sea mucho más sencilla. 

  • Tomar en cuenta que más que la cantidad de tiempo asignado, lo importante es el tipo de contenido al que están accediendo.

  • Platicar continuamente con tu hijo, se puede identificar muy rápido cuando los niños han tenido acceso a nueva información, en forma de preguntas o simplemente nuevo vocabulario.

  • Compartir tiempo con ellos mientras utilizan dispositivos electrónicos, lo cual nos sirve a darnos cuenta cuales son los sitios o aplicaciones que más frecuentan, además de que sirve para reforzar que nos interesan sus actividades.

En cuanto a herramientas de monitoreo existen muchas en el mercado, últimamente he estado probando una llamada Circle, la cual es bastante amigable y permite controlar cualquier tipo de dispositivo (computadora, tableta, celular (iOS/Android), desde el dispositivo de los padres o tutores, el tiempo y las aplicaciones que deseamos a la cual nuestros hijos tengan acceso.

También cuenta con un servicio en caso que deseemos controlar los dispositivos fuera de nuestro hogar, ya sea conectados por medio de 3G/4G o a cualquier otra red Wifi.

Al final del día, la atención que pongamos en nuestros hijos no se compara con ninguna herramienta que podamos obtener, únicamente son un apoyo en nuestra labor de ser buenos padres..

Si te interesa recibir esta información y mas tips de manera presencial, déjanos tus datos. 

Nombre *
Nombre